DISEÑO WEB RESPONSIVE. Muchos de vosotros habréis oído esas extrañas palabras y os preguntaréis qué quieren decir y por qué son importantes para todos nosotros.

Pues bien, el Diseño “responsive” básicamente es aquel diseño web que se encarga de crear páginas web únicas que adaptan su contenido en función del tamaño de pantalla desde el dispositivo desde el que se conecta el visitante.

No deberíamos confundir las webs “responsive” con las webs “adaptativas”. Las segundas poseen distintos diseños para los distintos dispositivos móviles desde los que se pueden conectar a nuestra web. Si bien cada una de las versiones está optimizada para cada dispositivo permitiendo una carga más rápida, si lo queremos hacer bien deberemos diseñar muchas versiones para abarcar el amplio espectro de dispositivos que existen actualmente en el mercado (aumentando el coste en tiempo y en precio del desarrollo).

Por el contrario, la clara ventaja del diseño responsive reside en que se crea una única versión válida para todos los dispositivos, y en la actualidad los precios de este tipo de web son muy competitivos.

Por supuesto que para casos muy puntuales será mejor optar por una web adaptativa, pero por norma generar las webs responsive están monopolizando el mercado.

Y es que cada vez más la gente visita las páginas web desde sus dispositivos móviles o tablets, y esto hace imprescindible el que el visitante se sienta cómodo navegando por nuestra web. Todo lo que sea poner las cosas más fáciles al usuario, de una forma u otra termina repercutiendo positivamente en tu negocio. Siempre será más fácil comprar en una web adaptada al dispositivo que en una web que no lo está (si constantemente he de estar ampliando el zoom para poder pinchar en uno u otro enlace, al final acabaré cansándome, abandonando la web y, por supuesto no comprando).

Y por si fuera poco, Google anunció el pasado 21 de Abril de 2015 que a partir de dicha fecha iba a valorar más a aquellas páginas que se adaptasen a dispositivos móviles (y todos sabemos que no salir en los primeros puestos de las búsquedas de Google es casi como si no existieras en internet).

¿Crees ahora necesario que tu web sea “responsive”? Sin lugar a dudas es un camino que tarde o temprano todas las webs tendrán que recorrer. Un cambio de diseño casi obligado en los tiempos en que vivimos. ¡¡Aprovecha a hacerlo antes que la competencia!!